Las matriculaciones de turismos y todoterrenos en España alcanzaron las 92.000 unidades en abril, un 23,08% más en comparación con los 74.747 vehículos vendidos en el cuarto mes de 2023, mientras que en lo que va de año suben un 7,8% respecto a los primeros cuatro meses de 2023, según datos de las asociaciones de fabricantes (Anfac), concesionarios (Faconauto) y vendedores (Ganvam).

En concreto, en el total del año, las matriculaciones acumulan 336.726 unidades, un 7,8% más que el mismo cuatrimestre del año anterior. Aunque, las asociaciones destacan que las ventas, todavía, se sitúan un 23% por debajo de los registros prepandemia de 2019.

Las organizaciones del sector también explican que el fuerte crecimiento del mes pasado es consecuencia de que en abril de 2023 se celebró la Semana Santa, por lo que este año ha habido más días hábiles de venta.

Asimismo, detallan que el mes pasado la caída en las ventas del 4,7% fue provocada porque en marzo de este año tuvo menos días hábiles que el mismo mes de 2023. Por ello, la suma de las ventas de marzo y abril fue de 186.840 unidades, lo que supone un 7,2% más que el mismo período de 2023 y así se elimina el efecto estacional de la Semana Santa.

Por canales, los clientes particulares adquirieron 37.6548 turismos y todoterrenos en abril, un 32,3% de aumento, y 141.162 unidades en el acumulado del año, un 9,5% menos, mientras que las empresas matricularon 29.215 unidades en abril (-4,6%) y 113.178 en el acumulado desde enero (-12,5%).

Por su parte, las firmas de ‘rent a car’ adquirieron 25.237 turismos y todoterrenos en el mercado nacional en el cuarto mes de 2024, lo que supone un incremento del 60,2% en términos interanuales, al tiempo que en el primer cuatrimestre de 2024 la cifra se disparó un 52,6%, hasta 82.286 unidades.

Las emisiones medias de CO2 de los turismos vendidos en abril se quedan en 118,9 gramos de CO2 por kilómetro recorrido, un 0,2% inferior que la media de emisiones de los turismos nuevos vendidos en el mismo mes de 2023. En el total del año, se registra una media de 117,4 gramos de CO2 por kilómetro recorrido, un 1,42% inferior.

Las matriculaciones de vehículos comerciales ligeros alcanzaron en abril 15.696 unidades, lo que supone un crecimiento del 47,6% respecto al mismo mes año pasado, mientras que en los cuatro primeros meses de 2024 se han vendido 53.530 unidades, un 19,5% más que en el mismo tramo de 2024.

Por tipología, los derivados, furgonetas y pickup subieron un 46,1% en el cuarto mes y un 10% en el acumulado del año, con 8.369 unidades y 27.382, respectivamente.

Sube la actividad industrial y las motos

En abril las matriculaciones de vehículos industriales, autobuses, autocares y microbuses lograron un aumento del 52,7%%, con un total de 3.362 unidades, mientras que en el acumulado anual alcanzaron las 12.488 unidades, un 23% más interanual.

Por tipología, los vehículos industriales registran un crecimiento del 49,9% interanual en el mes de abril, con 2.882 unidades, y del 22,9% en el acumulado, con 10.946 unidades. Por su parte, los autobuses, autocares y microbuses, con 480 ventas en el cuarto mes del año, suben un 72,7%, mientras que en el acumulado ascienden un 23,7%, hasta 1.542 unidades.

El mercado de las motocicletas cerró el mes de abril con 19.114 matriculaciones y un alza del 22,6% respecto al mismo mes del ejercicio precedente. En su visión de conjunto, el sector de la moto y los vehículos ligeros cerró el pasado mes de abril con un total de 21.259 unidades matriculadas, lo que supone un crecimiento del 21,6% respecto al mismo periodo del pasado año. Por tipo de uso, las motocicletas de carretera crecieron un 36,5% (8.650 unidades), el escúter creció un 12,8% (9.863), y la motocicleta de campo lo hizo en un 16,6% (582).

El diésel sigue bajando

Según los datos de las asociaciones, las matriculaciones de vehículos 100% eléctricos (BEV) subieron en abril un 11,8%, con 3.842 unidades vendidas, siendo la quinta motorización con una cuota del 4,2% en el mes en España, y en el acumulado de 2024 aumentan sus ventas un 8,6%, hasta 15.220 unidades.

Por su parte, los híbridos enchufables (PHEV) registraron 5.060 unidades, un 17% más y con una cuota del 5,5%, mientras que en el acumulado del año crecen un 8,1%, hasta 20.759 unidades.

Asimismo, los vehículos de gasolina fueron la primera propulsión del mes de abril, con 40.232 unidades, un 24,1% más interanual, y una cuota de mercado del 43,7%, seguido por los híbridos eléctricos no enchufables (HEV), con 30.439 unidades matriculadas, lo que representa un aumento del 38,5% respecto al cuarto mes de 2023 y una cuota del 33,1%.

El diésel, de su lado, aunque es la tercera motorización del mercado español en abril, es la única que cae en matriculaciones con 9.000 unidades, un 19,3% menos en comparación al mismo mes del ejercicio anterior.

En el acumulado, el ‘top 3’ lo lideran los coches propulsados por gasolina, con 137.190 unidades (+1,8%), seguidos por los HEV, que suben un 26,7%, hasta las 119.440 unidades, y por el diésel, con 33.304 unidades (-23,3%). Los vehículos electrificados (BEV y PHEV) acumulan 35.979 unidades entre enero y abril.

Todos opinan lo mismo

Si eliminamos el efecto de Semana Santa al sumar las ventas de marzo y abril, el mercado sube un 6,1%. Es un dato positivo. Pero, aunque los clientes han decidido seguir comprando más coches durante estos cuatro meses que en el mismo período del año pasado, las ventas de vehículos con enchufe no crecen en cuota e, incluso estamos por debajo de la alcanzada en 2023“, explica el director de comunicación y marketing de Anfac, Félix García.

Asimismo, añade que si se miran los datos del primer cuatrimestre, el marcado en torno al 7% “lo que nos mantiene en la previsión de tratar de superar la barrera del millón de turismos vendidos en 2024“. Por tanto, señala que si se quiere rejuvenecer el parque que supera los 14 años de antigüedad y vender más vehículos de bajas y cero emisiones, “es necesario superar ese listón para intentar atacar de nuevo el objetivo de 1,2 millones de ventas anuales“.

De su lado, el director de comunicación de Faconauto, Raúl Morales, indica que tras la caída del mercado en el mes de marzo, abril “vuelve a la senda del crecimiento por un tema sobre todo estacional“. Añade que el año pasado, la Semana Santa cayó en abril, hubo menos días de comercialización y “este año hemos tenido un abril normal desde el punto de vista comercial y esto tiene su reflejo en este incremento de las matriculaciones“.

Por otro lado, Morales destaca que también ha impactado de forma positiva el buen comportamiento del canal de empresas alquiladoras. “Las empresas alquiladoras están preparando su campaña de verano, están aprovisionando vehículos y eso se ve también en la estadística. Peor noticia es el hecho de que las matriculaciones que hacen las empresas estén cayendo, una tendencia que estamos viendo desde primeros de año, y esto indica dudas, que no están renovando su flota, lo que nunca es buena noticia“.

Finalmente, la directora de comunicación de Ganvam, Tania Puche, destaca que el mes pasado hubo tres días hábiles más que en abril del año pasado por cómo cayó la Semana Santa y esta circunstancia ha contribuido a que las matriculaciones hayan registrado un notable crecimiento; si bien, no podemos perder de vista que todavía estamos más de un 20% por debajo de los niveles prepandemia”.