Las matriculaciones de turismos y todoterrenos bajaron en 2020 un 32,3 por ciento, desde los 1,258 millones de 2019 a 851.325 unidades, con los descensos más acusados en las alquiladoras, según los datos provisionales que maneja el sector: este canal acusó una bajada de un 59,7 por ciento, con poco más de 96.100 unidades matriculadas: en 2019 se había llegado 238.285 unidades. 

En menor medida cayeron las matriculaciones de particulares. En el conjunto del ejercicio se han matriculado en España 427.460 turismos y todoterrenos, un 27,1 por ciento menos que los 586.317 de un año antes.

Por su parte, el canal de empresas alcanzó un volumen de 327.765 unidades al término de 2020, lo que se traduce en una disminución del 24,4 por ciento en comparación con los datos del año anterior debido a la paralización de la actividad industrial y comercial durante varios meses.

También las ventas de vehículos comerciales ligeros han caído: de los 215.028 de hace un año a 157.371 en éste, un descenso del 26,8 por ciento, y lo mismo ha ocurrido con los industriales, que han cedido el 21,7 por ciento, desde los 24.576 de 2019 a 19.243 este año. Las ventas de camiones y autobuses en España registraron una fuerte caída del 23,7% en el conjunto del año pasado, hasta 21.416 unidades, lastradas por la caída del actividad económica.

Las ventas de motocicletas cerraron el 2020 con una caída del 11,6%, situándose en las 155.298 entregas, a pesar de que durante el mes de diciembre se matricularon hasta 12.685 unidades, un 19,1% más que un año antes. Las ventas de ciclomotores crecieron un 12,1% el año pasado, hasta 21.393 unidades, y las de triciclos cayeron un 10%. En total, el sector de las dos ruedas vendió 183.496 unidades en 2020, un 9,2% menos, así como 15.731 vehículos en diciembre, un 19,7% más.

Diciembre dio un respiro

En el último mes del año, las entregas de turismos y todoterrenos en España rozaron las 106.000 unidades, contabilizando una leve subida del 0,1 por ciento e la comparativa con las 105.854 unidades comercializadas en diciembre de 2019.

Las ventas de vehículos comerciales ligeros bajaron el 3,2 por ciento, hasta 15.852, mientras que las de industriales subieron un 3,2 por ciento, hasta un total de 1.466 en este diciembre.

El año abrió débil en este mercado, con descensos del 7,8 por ciento en enero y del 6 por ciento en febrero, pero la pandemia hizo que en marzo las ventas retrocedieran un 69,3 por ciento, un 95,6 por ciento en abril, un 72,7 por ciento en mayo y un 36,7  por ciento en junio. 

Tras la “nueva normalidad”, en julio las matriculaciones subieron el 1,1 por ciento pero el signo negativo volvió en agosto (-10,1 por ciento), septiembre (-13,5  por ciento), octubre (-21  por ciento) y noviembre (18,7  por ciento)