Estas cifras de Seat han supuesto 68.721 coches entregados en el mercado nacional, un 38,6% menos que en el ejercicio anterior, pero consiguiendo una cuota del 8,1% del pastel. El León, el Arona y el Ateca se situaron entre los diez coches más vendidos en España a lo largo de 2020. Además, el nuevo León ha sido el compacto más vendido, convirtiéndose a su vez en el segundo automóvil más matriculado en España el año pasado.

Por tercer año consecutivo, Seat ha conseguido el liderazgo en el mercado español. Indudablemente, estos resultados son fruto de nuestra competitiva gama de productos que se adapta a las necesidades de los clientes, y a la excelente labor de nuestra red de concesionarios“, ha reivindicado el director general de Seat en España, Mikel Palomera.

Según datos de las asociaciones de fabricantes (Anfac), concesionarios (Faconauto) y vendedores (Ganvam), Volkswagen fue la segunda firma que más unidades matriculó en España en 2020, con 66.817 automóviles, un 29,2% menos, seguida de Peugeot, que cierra el ‘top 3’ con 65.697 automóviles, un 32,9% menos.

Hyundai Tucson 2021

En la lista de marcas más vendidas en España también se sitúa Toyota, que acabó el año en cuarta posición con 57.580 unidades, un 19,7% menos, mientras que por detrás están Renault, con 56.138 unidades (-35%); Kia, con 47.624 unidades (-20%); Hyundai, con 45.505 unidades (-27,7%); Citroën, con 43.818 unidades (-34,7%); Mercedes-Benz, con 42.374 unidades (-21,1%), y Dacia, con 39.395 unidades (-29,3%)

Estar en el Top 10 de ventas le ha valido a Mercedes Benz para revalidar el título como marca Premium más vendida, ganando en esta lucha a Audi por segundo año después de que la marca de los aros liderara ese nicho con mano de hierro. BMW es la tercera en liza por ese cetro. En esa lucha puede estar a partir de 2021 una marca inesperada, Hyundai, que ve 2021 como un “punto de inflexión” para alcanzar el crecimiento futuro y ha anunciado un volumen de inversiones clave en las tecnologías de movilidad que van a marcar los próximos años. El nuevo Tucson es el mejor reflejo de ello.

En el apartado de modelos más vendidos en España en 2020, el Dacia Sandero arrebató el primer puesto al Seat León, que acumulaba varios años consecutivos de líder en el mercado nacional. Así, con 24.035 unidades, un 29% menos, el Sandero fue el turismo más ‘popular’ durante el año pasado, representando más de la mitad de las entregas de su marca y un claro indicador de la falta de confianza de los consumidores, que se decantan por los modelos “lowcost” en los momentos de incertidumbre.

El Seat León fue el segundo vehículo más matriculado en España, con 23.582 unidades (-34,2%), seguido del Nissan Qashqai, con 19.818 unidades, del Renault Clio, con 17.816 unidades (-30,2%); del Toyota Corolla, con 15.478 unidades (-1,5%); del Seat Arona, con 15.365 unidades (-38,8%); del Peugeot 2008, con 15.225 unidades (-24,8%); del Peugeot 3008, con 14.651 unidades (-37,1%); del Renault Captur, con 14.196 unidades (-25,4%), y del Seat Ateca, con 14.139 unidades (-22.9%).