Pre?sentation Michelin GENPOLY a? Divonne PH T GROMIKLa marca francesa no tenía en catálogo un neumático para todo uso, los conocidos como All Season, pero con el CrossClimate se ha sacado de la manga una rueda de verano con homologación de invierno y M+S. Es un neumático pionero con un nivel de eficiencia y sonoridad sin rival entre las ruedas de invierno o 4 estaciones.

Entre los muchos datos extraídos de sus estudios con usuarios europeos de toda índole dentro del Total Performance y Road Usage Lab, Michelin ha llegado a la conclusión de que el 65% de los conductores europeos utiliza neumáticos de verano todo el año, mientras que el 30% que los cambia según la estación considera que es una gran incomodidad con un coste añadido. Los neumáticos CrossClimate tratan de dar solución a este problema, pues estamos ante la primera rueda de verano homologada par invierno, un neumático que parece utópico y que resulta extraño que no se haya conseguido desarrollar antes, pero es que el tema tiene su complejidad como ahora veremos.

Michelín tiene más de 6.600 técnicos repartidos por todo el mundo e invierte más de 600millones en I+D, y un equipo de 150 personas ha trabajado en exclusiva los últimos tres años para desarrollar el  Cross Climate. El resultado es que son enormemente eficientes, aportando mejor frenada en seco, con una menor rumorosidad, más agarre en mojado y permiten subir pendientes de hasta el 9% con nieve. Es por tanto una rueda ideal para ese espectro de conductores que quieren circular con la máxima seguridad los 365 días del año independientemente de la meteorología. Lo mejor de todo es que apenas costarán un 10% más que los de verano cuando lleguen a los talleres el 1 de mayo.

Michelin-CrossClimate

La banda de rodadura de los CrossClimate tiene forma de V con canales en distintos ángulos. Una estructura interna con laminillas como la de los neumáticos de invierno asegura la tracción en nieve, y éstas además recorren todo el grosor de la banda de rodadura para conservar sus prestaciones a lo largo de toda la vida útil del neumático y terminan con forma de gota de agua. Es la primera vez que se aplica esta solución, denominada EverGrip por Michelin, a un neumático de esta clase. Dos nuevos tipos de compuestos permiten adaptarse a distintas temperaturas y terrenos. Son elastómeros de nueva generación en la banda de rodadura y un nuevo tipo de silicio por debajo de ella capaz de difuminar mejor el calor hacia la estructura interna, de manera que asegura un desgaste uniforme y una durabilidad adecuada.

Las prestaciones de esta rueda pionera han sido evaluadas por el grupo TÜV SÜD y han sido comparadas con algunos neumáticos de la competencia y otros dentro de la propia casa. El nuevo Michelin CrossClimate obtiene la máxima calificación en rumorosidad con 68dB, la frenada en mojado es A, la misma que tiene un neumático de verano, y saca la misma nota que los Energy Saver + en cuanto a resistencia a la rodadura, que está entre la B y la C. En nieve, la certificación es de 3PMSF, la misma que las ruedas de invierno, aunque no tienen tanta direccionalidad como aquellas y la marca las sigue recomendando para quien transite habitualmente por alta montaña.

Jean Dominique Senard, CEO de la marca lo expresa a las claras: “Esta innovación marca un giro en la historia del neumático en Europa. En Michelin no nos ha importado nunca si un nuevo producto le quita ventas a otro de los nuestros, solo nos enfocamos en entender y responder a las necesidades de los conductores lo mejor y más rápidamente que podemos”. En un principio van destinados al mercado de turismos compactos y berlinas, que es donde menos reemplazo de gomas anual se produce.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here